Introducción al pathworking



"Introducción al pathworking", a partir de un texto de Vaelia Bjalfi (2007).


Índice de la serie:

I. Tipos, funcionamiento e inconvenientes

II. Cómo empezar

III. Lugar seguro, exploración y encuentros

IV. Diseño funcional

V.  Exploración avanzada y práctica colectiva

VI. Peligros que conviene evitar



5 comentarios:

Perseo Dymantos dijo...

Hola, tras leer la primera entrada sobre este tema, me resultó bastante curioso y me han entrado muchas ganas de experimentar esta técnica. Considero que en ocasiones, y si no es así corrígeme por favor, he practicado el pathworking a través de las meditaciones guiadas en donde te introducen en un mundo de visualizaciones.
Desde mi punto de vista siempre he creído que éste está definido detalladamente, y que solo hay ciertos espacios en los que tu subconsciente se expresa, primordialmente en un nivel avanzado del relato, para asegurarnos que el ego ya se ha disipado lo máximo posible. Luego que este se manifieste esta información debe ser desmenuzada por la razón y la lógica, a nivel consciente, para saber qué información se nos ha dado. ¿Es esto asi?
Tras leer todas las entradas me he sumergido en un mar de dudas.
Primero, hablas sobre saber distinguir lo real de lo que no es real, pero hablas del mundo de la imaginación como un mundo "real"; me surge la duda de lo real y lo imaginario, pues siempre he tenido en mente, quizás dado a mi educación como también nombras, que son cosas "aparte". Me cuesta creer en otras realidades sin basarme en dogmas, ¿cómo se enfoca la existencia de la realidad de la imaginación, e incluso, la interacción con "este mundo" desde el pathworking, sin caer en dogmas?
Otra pregunta que tengo en mente, si la imaginación, es algo de nuestra propia creación, que está bajo nuestro "dominio" ¿cómo pueden existir riesgos que nos dañen externamente?¿no ocurre todo en nuestra mente?
También comentas como uno de los riesgos de este tipo de trabajo, la "evasión", quiero entender que esta evasión es de "la realidad" es decir, de nuestro dia a dia, de nuestros problemas tanto internos como externos. ¿cómo hacer para darnos cuenta de que hemos caído en este error?¿cómo prevenirlo o solucionarlo?
Espero no saturar mucho, aunque es la "primera ronda" :)
Gracias.
Un abrazo

Vaelia dijo...

En primer lugar, aclaro que en relación al pathworking me falta teoría bibliográfica, no es que no existan libros al respecto, sino que yo no di con ellos en el momento de realizar estos ejercicios, así que el texto está basado principalmente en la práctica. La visualización (virtualización, porque no tratamos de reproducir sólo imágenes, sino todo tipo de sensaciones) es una herramienta básica en el trabajo mágico, sin importar la tradición. Se usa en las meditaciones guiadas, pero también, por ejemplo, en ejercicios de preparación para deportistas y músicos. Lo que el pathworking aportaría como distintivo sería la organización seriada y acumulativa de las prácticas.

Creo que en los niveles desde los que trabajamos habitualmente, nuestro ego nos acompaña allá donde vayamos, pero también el subconsciente lo hace; sería cuestión de aprender a discernir qué viene de cada lugar independientemente de que recibamos la información realizando estos ejercicios, estando dormidos, o caminando hacia el trabajo.

La cuestión de la diferencia entre lo "real" y lo "irreal" es una discusión que viene de lejos. En la época en la que vivimos nuestra frontera entre lo uno y lo otro es una barrera muy sólida, sin embargo, hace algunos siglos era una línea que resultaba bastante permeable. Lo que hoy consideraríamos un simple sueño o pesadilla, siglos atrás pudo considerarse una experiencia mágica/espiritual. Esto no sólo significa que antaño fuéramos "más crédulos" , sino también que cabe la posibilidad que estemos menospreciando nuestras habilidades y capacidades en el presente por exceso de literalidad. A la hora de hablar del "viaje astral" insistimos en llevar con nosotros la corporeidad del "cuerpo etérico", cuando esto no es necesario para que el trabajo con pathworking - ni gran parte del trabajo en el "mundo astral" - funcione.

Muchas veces basta con cerrar los ojos e imaginar, y a veces ni siquiera hace falta cerrar los ojos. Lo que sí es necesario es que haya una correspondencia entre lo que experimentamos en el mundo de la imaginación (las ideas y las emociones) y lo que experimentamos en el mundo físico. Es esta conexión la que hace que el ejercicio sirva a los deportistas, a los músicos, etc. Para mí evasión es cerrar los ojos e imaginar alguna de esas historias intrincadas en las que todos los guardianes te dicen que eres el elegido, o te dan herramientas, o encuentras "animales de poder" y lo que quieras... pero que al fin y al cabo no te llevan a ningún lugar, no se traducen en cambios objetivos que se puedan apreciar en la realidad física que te circunda o en tu comportamiento/actitud. Por eso es tan aconsejable llevar un diario con fechas, en el que anotar los objetivos y los resultados de cada ejercicio... hay que ver si funcionan para nosotros o no, si podemos mejorarlos, etc.

Que algo esté sólo en tu mente no significa que no te pueda dañar. De hecho cuando se habla de ataques psíquicos, la gracia está en provocar que la mente de la víctima se devore a sí misma... no se proyectan miedos o debilidades, sino que se despiertan los que esa personas ya tiene dentro. En virtud de la conexión de la que hablábamos antes, la mente (la imaginación, las emociones) afecta al cuerpo. Muchos daños nos los provocamos nosotros solos, sin necesidad de que exista ningún ataque psíquico externo, por algo tan simple como una mala gestión de nuestras emociones. Por eso la mejor manera de prevenir estas cosas es conocerse bien, aprender a mantener la mente clara y saber regresar las aguas al cauce en caso de que eventualmente lleguen a desbordarse por la causa que sea.

Saludos!

PD. Si alguien quiere participar en la discusión, seguimos en los foros de PFI:
http://www.forum.paganfederation.org/viewtopic.php?t=4170

Arabela Jade dijo...

Hola! Me ha gustado mucho la serie de artículos dedicados al pathworking. Es muy similar al introducirse en las cartas del Tarot e ir recorriendo los mundos de los Arcanos. Un saludo

Gingergirl dijo...

Hola!
Verás, he intentado hacer el Pathworking, pero no consigo relajarme.... me desconcentro siempre y no llego a ver la puerta o al final, por la urgencia me imagino, me la imagino queriendo... ¿algún truco para poder empezar?

Vaelia dijo...

Hola, disculpa la tardanza en responder. Puedes hacer los ejercicios por separado; primero ejercicios de relajación nada más, para acostumbrar al cuerpo a soltar tensiones y a la mente a silenciarse (al menos un poco), pero sin quedar dormida. No sé si lo escribí, pero puede servir "hacerse el muerto", como si quisiéramos flotar sobre el agua.
Una vez te sientas cómoda en ese estado, puedes pasar a una segunda fase de simplemente recordar trayectos o acciones que te sean familiares, y recrearlos en la mente de la forma más vívida que puedas. Luego puedes imaginar la puerta, no pasa nada por imaginarla "a propósito", no tiene por qué ser una "aparición", de hecho el pathwoking es un ejercicio de imaginación, sólo que entras en contacto con capas más profundas de la misma, cómo si sacaras agua de un pozo.

Publicar un comentario